Ángel Ignacio Sánchez Valdez, fue detenido amenazando con un arma blanca a su ex pareja, en el centro de MaldonadoÁngel Ignacio Sánchez Valdez, fue detenido amenazando con un arma blanca a su ex pareja, en el centro de MaldonadoUno de los hechos ocurrió en el centro de Maldonado, otro en la ciudad de San Carlos y el restante en balneario Buenos Aires. En casos hubo condenas y en otros formalizaciones.

La pasada semana, la Policía fue alertada de que en avenida Joaquín de Viana, en Maldonado, un hombre amenazaba con un arma blanca a quien sería su expareja, por lo cual rápidamente se envió un móvil al lugar, procediéndose a la detención de Ángel Ignacio Sánchez Valdez, de 42 años.

El individuo, poseedor de otros antecedentes penales, quedó a disposición Fiscal y luego compareció ante la Justicia, terminando condenado como autor penalmente responsable de un delito de amenazas agravadas, por lo que deberá abonar una multa de 50 UR (unos $ 65.000).

Es bravo

Sánchez Valdez, el 18 de octubre de 2019 había sido condenado a 5 meses de prisión por la Jueza Penal de 11° Turno, como autor de un delito de hurto en grado de tentativa. Fue sorprendido tomando una serie de efectos de un comercio sito en calles Indio Andresito y Leonardo Olivera, en barrio Rivera.

Anteriormente, el 6 de junio de 2017, había ido a la cárcel por los delitos de hurto y violencia privada, luego de amenazar y robar a un comerciante con el que había tenido un siniestro de tránsito tiempo antes. Ángel Ignacio Sánchez Valdez, fue denunciado ante la seccional policial 1ª del centro de Maldonado.

En el siniestro, la moto del delincuente sufrió una serie de roturas, pero el comerciante se hizo cargo de los arreglos, lo que parece no fue suficiente para Sánchez Valdez, quien se presentó en varias oportunidades en el comercio a reclamarle más dinero bajo constantes amenazas.

En una ocasión, incluso, al retirarse del comercio le robó descaradamente una funda de refrescos, lo que quedó registrado en cámaras de video vigilancia y sirvió como elemento probatorio del accionar del delincuente, tras la denuncia formulada por la víctima de sus atropellos.

AMENAZANTE

A todo esto, la Justicia de San Carlos le impuso una serie de medidas cautelares a J.R., de 60 años, mientras se lo investiga por un confuso episodio ocurrido el viernes 13 de noviembre en calles Ituzaingó y Basilio Araújo, en el barrio Capandeguy de esa ciudad.

Presuntamente, J.R. amenazó a otro hombre con un arma de fuego por cuestiones económicas entre ambos. Cuando personal policial del Distrito 3 que acudió al lugar del hecho y procedió a revisarlo durante la detención, portaba un cuchillo y un arma de aire comprimido.

Las medidas impuestas, implican que J.R. durante 60 días deba presentarse en la dependencia policial más cercana a su domicilio una vez por semana, quedando impedido de acercarse a menos de 500 metros del denunciante, o mantener cualquier tipo de relacionamiento con él.

SE DESACATÓ

En la misma ciudad, se formalizó la investigación de un hombre identificado por las iniciales J.M.B.G., de 40 años, por la presunta comisión de un delito de violencia doméstica y un delito de desacato agravado, en reiteración real, con otro delito continuado de desacato agravado.

La víctima, informó a la Policía que el individuo había regresado del exterior y andaría merodeando cerca de su casa a pesar de estar sometido a medidas cautelares. La Policía hizo las averiguaciones del caso, confirmando que J.M.B.G. había ingresado a Uruguay desde Argentina, por Salto el lunes 9.

Este hombre, entre otras medidas tomadas meses atrás portaba tobillera electrónica, pero al solicitar a la Justicia autorización para ir a Argentina a casa de familiares se autorizó el retiro e incluso se lo acompañó hasta la frontera para confirmar que efectivamente dejaba territorio nacional.

La condición era que no podía retornar al país hasta el 17 de marzo de 2021, lo que no cumplió al regresar la pasada semana; pero además no cumplió la cuarentena preventiva de 7 o 14 días dispuesta para quienes ingresan a Uruguay desde el exterior, lo que quedó probado al ser detenido en la calla.

Con todos los datos del denunciado, personal del PADO lo detuvo días atrás en el balneario Buenos Aires, en una zona próxima a la casa de la mujer. Probado el desacato a las prohibiciones que recaían sobre él, por violencia doméstica, fue enviado 60 días a prisión preventiva.

 

DE INTERÉS

Servicio Telefónico Nacional de Orientación y Apoyo a Mujeres en Situación de Violencia Doméstica: 0800 4141 desde teléfono fijo; *4141 desde celulares de Movistar y Ancel. Horario de atención: de lunes a viernes de 8.00 a 24:00 horas, sábados y domingos de 8.00 a 20.00 horas.

Inmujeres: 2400 0302 internos 5504 y 5505 o también al 0800 7272 (línea gratuita). Espacio privado y confidencial donde se puede hablar con libertad y dan crédito a la palabra de quien se comunica.

Unidades Especializadas en Violencia Doméstica y de Género (UEVDG): 2152 5167 (Maldonado); 4266 3679 (San Carlos); 2152 5239 (Piriápolis). Además, en forma anónima al 0800 5000.

e-max.it: your social media marketing partner