El nuevo caso de violencia doméstica se registró el fin de semana, cuando el sujeto sobre el que recaían medidas desde el mes de abril, fue nuevamente a la casa de su expareja.

 

En horas de la noche del sábado 10 de julio, la Policía tuvo que concurrir al barrio Maldonado Nuevo, ya que en una finca de la zona se estaría produciendo un problema familiar, ya que estaba presente un joven que tenía medidas de restricción desde el mes de abril.

Quien fue identificado como E.M.A.V., de 23 años, se encontraba en el interior de la casa de su expareja, en claro desacato de una decisión judicial de meses atrás, tras una intervención de la Comisaría Especializada en Violencia Doméstica y Género (CEVDG) de la ciudad de Maldonado.

Conducido detenido, el domingo E.M.A.V. compareció en el Juzgado Penal de 4° Turno, donde resultó formalizado por un delito de desacato, en reiteración real, con un delito de violencia domestica agravado, y penado con 10 meses de libertad a prueba con una serie de medidas.

Los dos primeros meses estará con arresto domiciliario total, con permiso solamente para salir a trabajar en determinado horario, pero además, quedó impedido de acercarse a menos de 500 metros de la víctima o comunicarse con ella por cualquier vía.

Durante los siguientes 8 meses, deberá presentarse una vez por semana ante la dependencia policial más cercana, realizar tareas comunitarias dos horas por semana y concurrir al centro masculino del Mides. Por otra parte, portará tobillera electrónica durante los 10 meses.

AA Viol.DomesticaAA Viol.Domestica

e-max.it: your social media marketing partner