Cámaras de video vigilancia lo captaron en el momento que salía de una gimnasio llevándose una mochila con dinero, documentos y otros efectos. En Piriápolis, un joven que estaba cumpliendo una pena de libertad vigilada desde julio, perpetró otro robo y terminó en la cárcel de Las Rosas.

 

Un conocido delincuente de la ciudad de San Carlos, fue el autor del robo de una mochila conteniendo efectos personales, documentos y dinero, de un gimnasio de la ciudad. El hecho ocurrió el viernes 8 de este mes, y fue denunciado en forma inmediata por el damnificado.

Analizados registros de cámaras de video vigilancia públicas que cubren la zona, se pudo identificar a José Ramón Da Luz Barreiro, de 31 años, saliendo del citado gimnasio con la mochila robada. El sujeto comenzó a ser buscado hasta que el jueves 14 fue detenido en calle 18 de Julio.

Cumplidas las instancias correspondientes, en la sede Penal de 1er. Turno de San Carlos, Da Luz Barreiro resultó condenado a 5 meses de prisión efectiva, como autor de un delito de hurto, a pesar de sus múltiples antecedentes y de haber sido condenado otras dos veces este mismo año.

Suma varios

José Ramón Da Luz Barreiro, registra su último antecedente del mes de mayo de este año, cuando el jueves 6 fue remitido a la cárcel imputado como autor de un delito de hurto, con un delito continuado de desacato por incumplimiento de medidas sanitarias.

Pero el 29 de enero de este mismo 2021, había sido condenado a 3 meses de prisión por otro delito de hurto, tras probarse que dos días antes había ingresado por una ventana a una conocida carnicería ubicada en la esquina de calles Treinta y Tres y Mariano Soler, en San Carlos.

Del comercio se llevó $ 3.200 y una caja con cuatro botellas de bebidas. Su accionar fue observado por testigos, por lo cual rápidamente se libró la orden de captura que fue concretada unas horas después. Pero a esa altura ya contaba con otros varios antecedentes.

El 9 de septiembre de 2020 había sido condenado por hurto de energía eléctrica, desacato agravado, y resistencia al arresto. Una investigación de efectivos del Distrito 3 de la Policía, desembocó el día anterior en la realización de varios allanamientos en fincas de San Carlos.

En una de ellas, funcionarios de Ute constataron el hurto de energía eléctrica. Aunque no hubo detenidos, al día siguiente la Policía fue alertada de que un individuo, muy alterado, se presentó en la sede judicial de San Carlos, porque habían allanado su casa.

El exaltado era José Ramón Da Luz Barreiro, quien amenazó con “romper todo si un Juez no lo atendía y le daba explicaciones de lo ocurrido. Sin respuestas, el sujeto optó por retirarse pero fue detenido poco después a pesar de que se resistió al accionar de los policías.

Además, este hombre contaba con otro antecedentes de agosto de 2019. El 29 de aquel mes también fue enviado a la cárcel imputado por un delito de hurto en concurrencia fuera de la reiteración, con un delito de desacato agravado, con un delito de violencia privada.

INCUMPLIDOR

Un joven de 26 años que estaba cumpliendo una serie de medidas sustitutivas a la prisión por un robo cometido cerca de Punta Colorada en el mes de julio, junto a otro sujeto cometió otro hurto en una finca del barrio Portales de Piriápolis y ahora fue enviado 14 meses tras las rejas.Paulo Michel Posse García, cumpliendo medidas sustitutivas a la prisión por un hurto que cometió hace pocos meses, siguió robando. Paulo Michel Posse García, cumpliendo medidas sustitutivas a la prisión por un hurto que cometió hace pocos meses, siguió robando.

El robo ocurrió la tarde del miércoles 22 de septiembre en la citada finca de calle 4, de la que desconocidos se llevaron una garrafa de supergas de 13 kilos y una aspiradora, tras haber roto el vidrio de una puerta ventana. Durante la investigación y el análisis de registros fílmicos, se pudo identificar a los autores.

Eran dos y quedaron requeridos hasta que el viernes 15 del corriente mes, personal policial que patrullaba calles del barrio Portales, a la altura de Misiones y Julián Álvarez encontraron a Paulo Michel Posse García procediendo a su inmediata detención y traslado a la comisaría de Piriápolis.

Más tarde, fue ubicado el otro participante en el robo, W.N.A.S., de 23 años. Realizadas las actuaciones correspondientes, ambos comparecieron en el Juzgado Penal de 11° Turno de Maldonado donde fueron imputados como autores de un delito de hurto especialmente agravado.

Paulo Michel Posse García resultó condenado a 14 meses de prisión efectiva, y su compinche a 12 meses de libertad a prueba; el primer mes cumplirá arresto domiciliario nocturno de 22.00 a 6.00 horas, y durante toda la pena tendrá que presentarse ante la Policía una vez por semana.

Paulo Michel Posse, el 19 de julio pasado había sido condenado a 13 meses de libertad a prueba por un cuantioso hurto perpetrado junto a un hermano y otro joven en la zona de Punta Colorada: debía presentarse una vez por semana ante la Policía y realizar servicios comunitarios.

Había sido detenido por la Policía tras un llamado dando cuenta del desplazamiento sospechoso de tres individuos por un camino vecinal que conduce a Punta Colorada, cargando un televisor, que era parte de lo hurtado en una finca de ese balneario pocas horas antes.

Posse García, su hermano y el otro joven de 20 años quedaron detenidos, aunque a esa altura no había ninguna denuncia. Más tarde, un hombre se presentó en la seccional 11ª de Piriápolis para denunciar un hurto ocurrido en su casa de la zona donde fueron intervenidos los tres sujetos.

Dijo que le habían llevado dinero (no se supo la suma), el televisor incautado, un reloj y otros objetos. Inmediatamente se dio cuenta a Fiscalía hasta que los tres detenidos fueron trasladados a la sede Penal de 4° Turno de Maldonado donde fueron condenados a distintas penas.

e-max.it: your social media marketing partner