Abelardo Nahuel Vitalis Colombo, viejo conocido de la Policía, pasó de un robo de motos a participar en dos rapiñas.Abelardo Nahuel Vitalis Colombo, viejo conocido de la Policía, pasó de un robo de motos a participar en dos rapiñas.Los hechos sucedieron en la ciudad de Pan de Azúcar, donde dos delincuentes atracaron una farmacia a mano armada y a las pocas cuadras intentaron concretar otro atraco en una panadería, en la que llegaron a efectuar un disparo con un revólver calibre 22.

El viernes 15 de marzo, ocurrió una rapiña en una farmacia sita en la esquina de calles Rivera y Sarandí, en la ciudad de Pan de Azúcar (ya había sido atracada en varias oportunidades), a la que un sujeto ingresó con las manos en los bolsillos sacando a relucir un arma de fuego.

Con lo que luego se confirmó era un revólver calibre 22, encañonó a la cajera exigiéndole la entrega del dinero; obtenidos unos $ 5.000 huyó hacia el exterior donde lo esperaba otro individuo a bordo de una moto; minutos más tarde, intentaron rapiñar una panadería a 7 cuadras del lugar.

En el comercio de calles Sarandí y Elías de Vicenci, al no obtener dinero uno de los atracadores efectuó un disparo que afortunadamente no hirió a nadie. En forma inmediata se movilizó personal policial del Distrito 1 que logró intervenir a dos jóvenes que reunían las características de los autores de los dos hechos.

Fueron identificados como Abelardo Nahuel Vitalis Colombo de 22 años, y Matías Christian Montaña Fabro, de 19. Al ser revisados, llevaban un revólver calibre 22 con el que habían amenazado a la empleada de la farmacia y efectuaron un disparo en el interior de la panadería.

Llevados ante la Justicia, Vitalis Colombo fue condenado a 5 años de prisión efectiva, como coautor de un delito de rapiña agravada en reiteración real, y como cómplice de un delito de disparo de arma de fuego; Montaña Fabro, a 3 años de cárcel efectiva y otros 2 de libertad vigilada intensiva.

Este último no poseía antecedentes penales y fue imputado como autor penalmente responsable de un delito de rapiña especialmente agravada en reiteración real, con un delito de disparo de arma de fuego. Fue el que efectuó el disparo dentro de la panadería de la que no pudieron llevarse nada.

En la zona

En los primeros días de diciembre de 2016 Vitalis Colombo, fue a prisión por última vez por la presunta autoría de un delito de hurto agravado. El 28 de noviembre de aquel año, había robado una moto cross marca Dirty, de la rambla De los Argentinos y avenida Piria, en pleno centro del balneario de Piriápolis.

El trabajo de investigadores del Distrito 1, determinó que varias partes del bi rodado estaban en poder de E.N.B.C., de 18 años, y que no sería ajeno al robo Vitalis Colombo. Ambos fueron detenidos durante los allanamientos a sus respectivas fincas, en las que además se encontraron diversas piezas.

Según informó la Policía en aquel momento, en la casa de Abelardo Nahuel Vitalis Colombo se recuperaron dos ruedas de moto y un motor, así como “los plásticos”, careta y el manubrio que correspondían a la moto robada; también llaves varias y una moto cross X3m.

e-max.it: your social media marketing partner