Leonardo David Puñales Olivera, se durmió dentro de la casa que estaba robando en La Capuera.Leonardo David Puñales Olivera, se durmió dentro de la casa que estaba robando en La Capuera.Uno de ellos fue atrapado durmiendo en la casa de la que había robado varios efectos en el paraje La Capuera; en tanto que el otro, disparaba con una garrafa de supergas robada en una propiedad de Rincón del Indio, Punta del Este.

 

El sábado 2 de enero, la Jueza Penal de 11° Turno de Maldonado condenó a 5 meses de prisión a Leonardo David Puñales Olivera, de 23 años, como autor de un delito de hurto agravado, en grado de tentativa. Increíblemente, fue atrapado durmiendo en el interior de la casa que robaba.

El particular episodio ocurrió el 1° de año, cuando un hombre llamó a la Policía para denunciar que en su casa de avenida Del Potrero, en el paraje La Capuera, había un desconocido durmiendo en un sillón. Los efectivos que concurrieron al lugar, debieron despertar al somnoliento ladrón.

Se trataba de Leonardo David Puñales Olivera quien inmediatamente quedó detenido; en un bolsillo guardaba el teléfono celular del dueño de casa, un encendedor y otros pequeños efectos que había hurtado. Fue conducido a dependencias de investigaciones del Distrito 1.

Tiene varios

La carrera delictiva de Puñales Olivera se inició en agosto de 2016 cuando fue procesado sin prisión por primera vez como autor de un delito de usurpación con un delito de daño agravado. Junto a 3 adolescentes había ingresado a una propiedad a la altura de avenidas Francia y Acuña de Figueroa.

Hasta allí concurrieron varios móviles de la URPM del Distrito 2, constatando la presencia de los intrusos en el interior de una finca, a quienes se obligó a salir. Además de haber usurpado la finca, habían destrozado mobiliario y hasta quemado cajones de muebles de la cocina.

También habían vandalizado todas aberturas interiores, ya que deliberadamente habían salpicado puertas, marcos y ventanas de madera, con pintura blanca sobre el barniz. Se constataron, asimismo, otros daños en el interior de la propiedad así como un gran desorden.

El 31 de mayo del año siguiente, fue a la cárcel por primera vez por un delito de hurto, tras robarle el teléfono celular a un adolescente que practicaba deportes en el Campus aprovechando un descuido. Fue atrapado rápidamente porque apenas pudo, puso a la venta el teléfono en su cuenta de una red social.

Luego, el 14 de noviembre de 2018, fue nuevamente enviado a prisión por 4 meses, como autor de un delito de hurto, tras haber robado varios casilleros de bebidas del minimercado de una estación de servicios ubicada en la intersección de las avenidas Martiniano Chiossi y Roosevelt.

Finalmente, el 23 de mayo de 2019, la Jueza Penal de 11º Turno de Maldonado lo condenó a 2 meses y medio de prisión, por un delito de hurto en calidad de autor; el mes anterior, concretamente el 17 de abril, había sido condenado a 60 días de arresto domiciliario total por otro robo en el mismo lugar.

El 16 de abril de aquel año, la Policía lo había detenido a la altura de calles Isla de Flores y Uruguay, llevando una bolsa de residuos y una mochila, cargadas con un casillero de bebida y 18 envases que había robado en la estación de servicios de avenida Aiguá y camino De los Gauchos.

Leonardo David Puñales, según lo dispuesto por la Justicia quedó autorizado solo a salir a estudiar, lo que fue incumplido ya que el 23 de mayo de 2019 fue denunciado por estar en actitud sospechosa cerca de la misma estación de servicios, portando un arma de juguete y una trincheta.

Tras ser identificado y confirmarse que debía estar cumpliendo arresto domiciliario, fue llevado a dependencias policiales desde donde se informó de lo actuado a Fiscalía. No se explicó por qué fue condenado por hurto cuando no se informó de ningún delito y sí de su desacato a la medida judicial anterior.

POR UNA GARRAFACristopher Damyan Rodríguez Cassinelli, fue atrapado escondido entre unos arbustos con una garrafa robada. Cristopher Damyan Rodríguez Cassinelli, fue atrapado escondido entre unos arbustos con una garrafa robada.

Otro sujeto poseedor de varios antecedentes penales por distintos delitos, incluida una rapiña en perjuicio de una mujer de enero de 2015, marchó a la cárcel por 7 meses, imputado como autor de un delito de violación de domicilio agravado, con un delito de hurto.

Se trata de Cristopher Damián Rodríguez Cassinelli, de 26 años, quien fue detenido por personal de Investigaciones del Distrito 2, mientras se escondía en unos arbustos sobre avenida San Pablo (cerca del asentamiento Kennedy) con una garrafa de supergas de 13 kilos.

Durante la indagatoria, Rodríguez Casinelli confesó que la había robado poco antes de una propiedad del cercano barrio Rincón del Indio de Punta del Este. A esa altura, había sido enviado a prisión por última vez el 20 de mayo de 2019 imputado por hurto agravado aunque pudo ser por rapiña.

Aquel día en horas de la mañana, la Policía fue alertada sobre la probable ocurrencia de una rapiña en calle Bélgica, en el barrio I´Marangatú de Punta del Este, a dos cuadras de la rambla Claudio Williman a la altura de Parada 8, donde una persona había sido despojada de una mochila.

Personal policial que se movilizó hacia esa zona de la ciudad, con algunos datos sobre el autor del hecho, poco más tarde se encontró con Rodríguez Cassinelli quien se desplazaba en una bicicleta llevando la mochila, dentro de la cual había documentación varia de la víctima y $ 1.500.

e-max.it: your social media marketing partner