Fue detenido tras una serie de denuncias de vecinos de calle Carlos Cal, en San Carlos, a los que insultaba, amenazaba y molestaba en forma permanente. Fue enviado 180 días al hospital Vilardebó.

El caso se registró a mediados de la semana que quedó atrás, en Maldonado. El agresor tiene 25 años y registraba un antecedente similar de marzo del año pasado.

El sujeto se marchaba con varios paquetes de pilas y pinzas dentro de sus ropas, pero fue sorprendido por personal de seguridad. Cuando lo identificaron, se supo que contaba con una serie de antecedentes en el departamento de San José.

La detención de la chica de 24 años y de otra joven de 22, se produjo en los últimos días tras la investigación iniciada a partir de la denuncia radicada por un hombre, en Montevideo, por compras realizadas por otra persona con su tarjeta de crédito.

Ramos Gamarra y Vázquez Suárez, apresados poco después de haber robado cables del tendido eléctrico.Ramos Gamarra y Vázquez Suárez, apresados poco después de haber robado cables del tendido eléctrico.El hecho se produjo la tarde del sábado último en avenida Lussich, Maldonado, y los dos hombres fueron detenidos poco después cuando se alejaban de la zona con el botín. Por otro lado, un argentino de 27 años, fue condenado por participar en un robo en un comercio de La Barra.

Comenzó su raid delictivo irrumpiendo armado a una casa del barrio San Gabriel donde obligó al dueño a trasladarlo al centro de Maldonado en su coche. Luego, durante un forcejeo, se hirió de un disparo, huyó, y se escondió en unos pajonales donde fue atrapado por la Policía.

Gonzalo Gerardo Vergara Fontes, con solo 21 años sumó su sexto antecedente penal.Gonzalo Gerardo Vergara Fontes, con solo 21 años sumó su sexto antecedente penal.Aunque se estima que cometió un robo en el interior de una finca, terminó condenado por el delito de receptación. Como otras veces, hace muy pocos meses que había recuperado la libertad.

Cumplirá arresto domiciliario durante 90 días, tiene retención de documentos y no puede salir del país. También está imputado el sargento que se desempeñaba en la Escuela Departamental de Policía aunque solamente por el delito de revelación de secreto, y durante 90 días debe cumplir una serie de medidas sustitutivas a la prisión y al arresto domiciliario.

Dieciséis meses atrás, un hombre terminó hospitalizado tras recibir un fuerte golpe en el cráneo mientras se encontraba en un local bailable. Otro sujeto lo atacó con un objeto contundente, aunque en principio no pudo ser identificado. Ubicado y detenido, este lunes el agresor compareció ante la Justicia.

El ladrón cuenta con otros 4 antecedentes penales, el último de los cuales terminó con el en la cárcel por cinco hurtos y una violación de domicilio. La pasada jornada, robaba en una finca con moradores pero no pudo escapar.

Imagen referencialImagen referencialSe llevaron dos bolsas con 5 kilos de flores de cannabis, pero no se percataron que llevaban adosado un pequeño dispositivo electrónico que permitió rápidamente encontrarlas. En el allanamiento realizado en una zona rural, se incautaron otra serie de efectos y plantas de marihuana.

El caso se registró la madrugada del 12 de marzo en la rambla Claudio Williman, y culminó con la detención de una pareja en el barrio Maldonado Nuevo. En el coche, había más de un cuarto kilo de marihuana.

El sujeto, de 40 años, era buscado desde hace varios meses, pero resultó ser muy escurridizo tanto para sus víctimas como para la Policía. A pesar de haber sido denunciado en un informe especial de un programa televisivo, logró “zafar” hasta que a mediados de la pasada semana lo atraparon en Maldonado.

Se trata de un joven de 22 años que ya tenía un antecedente del año 2019 por hurto y desacato. Al ver una patrulla de la Brigada Departamental Antidrogas, emprendió la fuga en la moto que conducía, pero chocó y fue atrapado; antes se descartó de un arma de fuego.

Fue en el marco de otro procedimiento de la Brigada Departamental Antidrogas, que concretó un allanamiento tras una serie de denuncias sobre el funcionamiento de un punto de venta de estupefacientes, en una casa de calle José Bivar.